"ÚLTIMA HORA:" 26/noviembre/2017 - 2ª Ruta XVI Jornadas de Senderismo Maleno: Alcalá la Real, Ermitas y Zumaques. Salida de los autobuses a las 7,45 h desde la Plaza de la Iglesia en Villanueva Mesia y desde la Casa de la Cultura en Huétor Tájar.

Convocatoria Segunda Ruta XVI Jornadas de Senderismo Maleno

Convocatoria Segunda Ruta XVI Jornadas de Senderismo Maleno
26/Noviembre/2017 - Alcalá la Real, Ermitas y Zumaques. Salida autobuses a las 7:45 h desde Plaza de la Iglesia en Villanueva Mesía y desde la Casa de la Cultura en Huétor Tájar.

Buscar en este blog

miércoles, 11 de julio de 2012

Subiendo el rio Chillar.

Una ruta veraniega por excelencia, esta que sube desde Nerja, valle arriba, por el mismísimo cauce del rio Chillar.
Todo empieza pasando bajo el gran puente de la autovía del Mediterráneo a su paso por Nerja, para dejar el vehículo a las puertas de una planta transformadora de áridos, junto a una gran cantera de arenisca.
Montones de zapatillas y restos de alpargatas nos sorprenden abandonadas por doquier, testigos mudos de una jornada en la que se han recorrido parajes maravillosos del Parque Natural de las Sierra de Tejeda, Almijara y Alhama, y que ahora de forma irrespetuosa se abandonan, no entendemos porque, salpicando  de contaminación visual el inicio de esta espectacular ruta de ida y vuelta.
El objetivo de recorrer el cauce del Chillar hasta la Gran Poza, unos 8 kms más arriba, se consigue tras chapotear entre piedras, vadear docenas de veces, sentir los pies dolorosamente frios, trepar por rocas blancas, limpias, relucientes, rodeados del canto de multitud de pájaros, alguna culebrilla que corre asustada a esconderse y del salto sorpresa de la despistada rana de turno, siempre con el ruido de fondo del agua del rio, música natural que acaricia nuestros adormilados oídos de urbanitas.


Finalmente, la recompensa. El cauce se empina notablemente, se hace mas que evidente que estamos llegando al curso medio-alto del rio, cascadas, cataratas, saltos del agua y multitud de pozas, donde los más esforzados senderistas recogen el premio a tanto esfuerzo, un refrescante baño en cristalinas e inmaculadas aguas.
El regreso, por el mismo camino nos lleva de vuelta al punto de inicio, con el sabor consciente de que hemos sido testigos afortunados de un paraje natural que bien vale la pena proteger y conservar, algo que en más de una ocasión nos ha hecho poner cara triste de incomprensión y rabia: ¿cómo se puede ser tan insensible ante tanta belleza?, ¿cómo se puede venir expresamente a disfrutar de tan espectaculares rincones y luego dejarlos salpicados de latas, plásticos y papeles de aluminio?
Hay que abrir los parques de forma sostenible, vigilarlos y mimarlos, para que nuestros nietos puedan disfrutarlos en toda su intensidad, pero el tio de la vara tendría que darle a más de uno su merecido.

Unos consejillos:
- Llevar una cantimplora o botella para recoger agua de los numerosos manantiales, de manera que no nos falte el agua en los pies y en el cuerpo, evitando de ese modo una indeseable deshidratación, sobre todo en verano. Puede parecer tontería, pero el sol aprieta de lo lindo sobre nuestras cabezas.
- Aconsejamos llevar un bastón, ya que un tercer punto de apoyo, vendrá muy bien para mantener el equilibrio y evitar algún resbalón o inesperada caída.
- Aconsejamos llevar zapatillas bien atadas, con calcetines, mejor que botas, y por supuesto mejor que chanclas. El pie bien protegido, ya que al final se agradece y evitaremos dolorosos golpes y las consabidas torceduras. La zapatilla debe tener una buena suela con buen agarre.
- Aconsejamos ir bien protegidos del sol, con sombrero o gorra, crema solar y protector labial.
- Aconsejamos NO dejar el coche en el carril estrecho que lleva hasta la planta y cantera, ya que podemos encontrarnos con alguna multa sorpresa. Hay una gran explanada junto a la cantera que tiene espacio de sobra y nos evitará pasar el mal rato de la sanción.
- Y por último, rogamos no arrojar ninguna clase de basura ni resto, sea del tipo que sea: "Tú te la traes y tú te la llevas". Una férrea disciplina de respeto medioambiental hay siempre que aplicar pero parajes con tanta presión de gente, pueden degradarse irremisiblemente.

Recorrido de ida y vuelta: 17 kms aproximadamente.
El tiempo de recorrido es lo de menos, lo ideal es disfrutar todo lo que se pueda y depende del ritmo que se quiera imponer.
La ruta es ideal para los más jóvenes, hemos visto disfrutar al personal enormemente en la multitud de pozas que abundan en la ruta.
Track de la ruta:



No hay comentarios: