"ÚLTIMA HORA:" 15/Diciembre/2019 - 2ª Ruta Jornadas Senderismo Maleno 2019/2020: Circular de Alhendín a Montevive.

CONVOCATORIA 2ª Ruta de las XVIII Jornadas de Senderismo Maleno 2019/2020

CONVOCATORIA 2ª Ruta de las XVIII Jornadas de Senderismo Maleno 2019/2020

Buscar en este blog

domingo, 24 de noviembre de 2019

1ª Ruta de las XVIII Jornadas de Senderismo Maleno: Aguas de Loja, de Riofrío a Loja.

Con esta ruta  que hemos denominado de las Aguas de Loja, damos por inauguradas las XVIII Jornadas de Senderismo Maleno, organizadas por la Concejalía de Deportes del Ayuntamiento de Villanueva Mesía, y en la que colabora en su diseño, la Peña de MTB Los Pinares de Villanueva Mesía.

Eran pasadas las 9 horas, cuando dos autobuses malenos (105 senderistas) y un autobús procedente de Las Gabias (50 senderistas) nos dimos cita en el aparcamiento de llegada a la localidad lojeña de Riofrío, donde, una vez organizados y formado el gran grupo, dimos comienzo la primera parte de esta ruta, caminando por las calle del pueblo, hasta acercarnos al paraje conocido como los Nacimientos.

Allí comprobamos que la sequía sigue causando estragos, al observar que el punto natural del nacimiento está totalmente seco, y que la primera surgencia de agua aparece bastante alejada del mismo. Clamando porque esta circunstancia cambie, emprendemos la vuelta por el precioso y selvático sendero de los viejos molinos riofrieños, ruinosos y envueltos en una espesa bóveda verde, en donde rastreras ramas se esfuerzan por buscar la luz de la vida. Es un rincón mágico que atravesamos con respeto y devoción imaginando cual sería la vida de los viejos molineros del lugar.

Después, continuamos por el sendero que va por la orilla derecha del río hasta llegar al viejo puente y una vez atravesado, regresa al punto de inicio, en donde termina esta primera parte de la ruta.

Una vez efectuado el reagrupamiento del numeroso grupo, nos encaminamos por la vieja carretera Cuesta de los Alazores, para a unos 300 metros, girar totalmente a la derecha tomando ahora un carril de tierra que se dirige hacia la autovía A92 y que debemos atravesar por un túnel que encontramos embarrado y parcialmente inundado.

Se trata de un momento complicado, que cada senderista acomete como puede, y en el que el ingenio para no embarrarse se aguza notablemente. Pasada esta dificultad, nos encaminamos por un camino entre olivos, que también se encuentra abundante en barro, pero que no nos genera mayor inconveniente.

Llegados al monte bajo, buscamos el sendero que se dirige al paraje de Las Minas. Se trata de una zona situada en la ladera izquierda del valle por el que transcurre el rio Riofrío, en la que en el pasado hubo algunas prospecciones de mineral de hierro, en la actualidad abandonadas, quedando solamente como testigo de aquellas los restos de escombro, las bocas de las minas, las casetillas derrumbadas, las bocas de los cargaderos del mineral, etc...

El sendero se convierte en carril, que baja cómodamente hacia el río. En una de sus espaciosas curvas, y con unas hermosas vistas, hacemos la esperada parada para el avituallamiento, ese momento siempre tan esperado por todos.

Recuperadas las energías, y después de un buen trago de agua, proseguimos nuestro caminar hasta atravesar por un viejo puente el río que dejamos finalmente, para subir ahora por un rojizo camino que nos conduce hasta la carretera comarcal A-341 que se dirige hacia Santa Bárbara.

Con las debidas precauciones, cruzamos la mencionada carretera, para coger ahora un carril dirección Loja, que va paralelo a la carretera comarcal A-328, entrando en la fértil vega del paraje de Plines. Se trata de una tierra rica en hortalizas de todo tipo, generosamente bañada por el manantial de Plines, que vierte sus aguas hacia el rio Genil, constituido en el caudaloso y cristalino arroyo-rio de Genazal, el que riega rica vega y movía los artilugios del molino del Genazal.

Vemos pasar lento y pausado el que dicen es el raudo AVE, el tren que nos ha puesto un muro solamente salvable por un paso en asfalto y que en fuerte subida nos lleva primero a la zona del Cerro Vidriero y luego a la antigua Fuentesanta, hoy en día sobre explotada.

Esta Fuentesanta es un monumento histórico, que tuvo sus mejores tiempos, pero que en la actualidad se muestra como herida y maltratada, sin poder cumplir su mejor función, la de ofrecer generosa sus aguas a los  caminantes.

Subimos por un sendero que hay detrás de la fuente, para acceder a una gran explanada, también llena de escombros y que, debido a su privilegiada situación, nos regala una hermosa panorámica de la ciudad de Loja, encajada en el valle por el que transcurre el rio Genil, con la Sierra de Loja a la derecha y el Hacho a la izquierda. Nos parece una pena, que tan privilegiado mirador, se nos muestre tan descuidado y sucio. En fin...

Bajamos desde el mirador hacia la izquierda, para llegar de nuevo hasta la carretera comarcal A-328, que cruzamos adoptando todas las precauciones posibles, accediendo por la zona de Peña Quebrada y de la depuradora, a un carril que entre olivos, y algo de barro, nos mete de lleno en el barrio de la Alfaguara en donde se encuentra la popular fuente de los 25 Caños, símbolo de la riqueza acuífera de la ciudad de Loja. Aprovechamos el lugar para quitarnos parte del barro que traíamos encima y sobre todo para tomar un largo, fresco y rico trago de agua.

Ya saciados, nos toca callejear  por Loja, disfrutando del ambiente urbano, sin olvidar comprar unos roscos de Loja, hasta salir por el lado suroeste de la ciudad y subir por un cómodo paseo hasta la zona del Manzanil, punto en donde damos por terminada esta ruta pasada por agua y barro.

Datos de la ruta:

Ver y descargar el track de la ruta:

Powered by Wikiloc


Ver todas las fotos de la ruta aquí>>>


domingo, 17 de noviembre de 2019

8ª Jornada Provincial de Senderismo de la Diputación de Granada, conmemorativa del 450 Aniversario del Levantamiento de los Moriscos.

Con esta 8ª Jornada Provincial de Senderismo, se clausura el circuito de rutas que la Delegación de Deportes de la Diputación de Granada, ha venido organizando a lo largo del año 2019, y que tuvo lugar el domingo, 17 de noviembre, por tierras de la Alpujarra granadina.
En esta ocasión, alrededor de medio millar de senderistas, se dieron cita para realizar alguno de los recorridos propuestos para conmemorar el 450 Aniversario del Levantamiento de los Moriscos en las Alpujarras y el Valle de Lecrín, y en concreto la denominada como Ruta de las Luchas y Escaramuzas que se adentra en la historia acontecida por parajes del Barranco del Poqueira y de La Tahá.

Como es costumbre en este circuito de senderismo, se han ofertado dos rutas, una, la que se ha denominado como Ruta Larga (con más cuestas) y otra, la Ruta Corta (con menos cuestas), teniendo las dos el punto final en la bella localidad alpujarreña de Pórtugos, de manera que cada senderista de forma personal y de acuerdo a sus posibilidades libremente optó por una de ellas en el momento de la inscripción. Toda la información y documentación previa, pudo encontrarse en la web oficial de Senderos de Granada, y que puede consultarse haciendo clic aquí>>>

A continuación, se ofrecen breves reseñas de cada una de ellas.

RUTA LARGA:
Esta ruta parte del municipio alpujarreño de Pampaneira y sube por el GR-7 de la Alpujarra hasta Bubión, el pueblo intermedio del Barranco del Poqueira. Se trata de una subida muy pronunciada, por un viejo sendero muy transitado, enmarcado de grandes castaños, nogueras y huertecillos que se agarran a duras penas a la falda del barranco por el que transcurre el rio Poqueira.
Hace frío, el cielo esta moteado de algunas nubes, y allá arriba, medio escondidas, se adivinan las nevadas cumbres de Sierra Nevada.
Ya con los músculos estirados y calentitos, llegamos a la Plaza de la Iglesia en donde se encuentra el ayuntamiento de Bubión, punto ideal para hacer el primer reagrupamiento de los casi 300 senderistas que se han aventurado a hacer esta ruta. Un traguito agua en la antigua fuente, una charla amistosa, unas fotos del típico entorno y sin más demora, nos encaminamos derechos a callejear por las tranquilas calles de Bubión, un pueblo que ha sabido conservar el viejo estilo de vida alpujarreño, bien aferrado a sus ancestrales costumbres y estilo arquitectónico, esforzándose por mantenerse alejado de la vorágine turística que recorre a los otros pueblos del Barranco del Poqueira. Esperamos y deseamos que lo consiga durante mucho tiempo.
Seguimos ahora por el GR-7 para tomar la dirección que primero pasa por las inmediaciones del castañar centenario de Bubión y luego en fuerte y zigzagueante pendiente, sube hasta el paraje conocido como Peñón del Ángel, el viejo paso natural que conecta el Barranco del Poqueira con los territorios de La Tahá.
Después de la dura subida, viene el gran premio de poder contemplar desde las rocas del Peñón del Ángel, las bellas panorámicas de los pueblos del Poqueira salpicando el barranco, con el telón de fondo del nevado pico Veleta: Capileira en lo más alto, Bubión al centro y Pampaneira abajo del todo.

Pasado este breve momento de relajante respiro, volvemos a coger la senda para ir hasta el Barranco de la Sangre, zona de luchas y escaramuzas entre moros y cristianos, propias de aquella época pasada, sitio agreste y protagonista de curiosas leyendas, para pronto encontrarnos con dos esforzados voluntarios de Pórtugos, que nos esperan sonrientes y generosos, para obsequiarnos con un "ligero avituallamiento" que tiene como principal protagonista a la típica "torta de lata" y unos mantecados, algo que es de mucho agradecer.
Desde aquí, y siguiendo siempre las indicaciones del GR-7 comenzamos a descender por carril y sendero hasta el pueblecillo adormecido de Capilerilla, la que indultó a su majestuoso álamo negro, para inmediatamente después de pasar por sus estrechas callejuelas, bajar escoltados de espectaculares castaños, hasta la gran Plaza de la Iglesia de Pitres, localidad en la que se encuentra la cabeza de la agrupación de siete municipios que conforman La Tahá. En los soportales del ayuntamiento de Pitres, recibimos otro avituallamiento, esta vez de abundante fruta y agua, que también tuvo su favorable acogida por los senderistas y que es de justicia, igualmente agradecer.
De vuelta al caminar, cruzamos algunas calles del pueblo, hasta llegar a la carretera, eje del Paseo Marítimo de Pitres, que atravesamos para seguir la senda GR-7 que nos bajará, otra vez, entre gigantescos castaños, hasta el barranco del ferruginoso Chorrerón primero y luego por carril asfaltado, hasta el pintoresco Atalbéitar, "el barrio del veterinario" para los remotos moriscos, una muestra de pueblo vaciado de los que por desgracia abundan cada vez más en la Alpujarra.
El cielo amenaza lluvia, una gotitas de agua nieve empiezan a caer, el ritmo de los caminantes se acelera por las fuertes rampas que desde Atalbéitar nos llevan a desembocar de lleno a las calles de Pórtugos, en donde con los brazos abiertos somos alegremente acogidos y nos espera la recompensa de la jornada: un sabroso y exquisito plato alpujarreño, generosamente preparado y ofrecido por el Ayuntamiento portugueño. El gran grupo se relaja, la gran fiesta del senderismo llega a su apogeo.

Ver y descargar el track de la ruta larga:

Powered by Wikiloc

RUTA CORTA:
Se plantea como una ruta circular con inicio y fin en la localidad de Pórtugos, una pequeña localidad ubicada en la zona central de la Alpujarra Granadina, en el Parque Nacional de Sierra Nevada y en el Sitio Histórico de la Alpujarra.
El "Sitio Histórico de la Alpujarra Media y La Taha", fue aprobado por acuerdo del Consejo de Gobierno de Andalucía, el 17 de Abril de 2.007. Sin embargo, tiene protección patrimonial desde el 27 de Noviembre de 2.005, fecha en que se declaró como “Bien de Interés Cultural”.

Su casco urbano es precioso y sus típicos barrios del Zacatín, La Pocilla y Churriana, están repletos de balcones (abarrotados de flores y ristras de pimientos), soportales, terraos y tinaos.

Pórtugos tiene 389 habitantes (en 2.018), se encuentra situado a 1.303 msnm y limita con los municipios de Trevélez, Busquístar, La Taha y Capileira.

Iniciamos el recorrido de la Ruta Circular en la Plaza Nueva, junto a la Iglesia Parroquial de Nuestra Señora de la Encarnación, construida en 1.967, por el arquitecto Juan de Dios Wilhelmy Castro y rehabilitada en el año 2.000, en estilo neomudéjar, sobre los cimientos del antiguo templo (siglo XVI).
El templo original fue construido entre los años 1.565-68. Era una sencilla iglesia de estilo mudéjar, de planta rectangular, con tres naves y torre, amplia nave central, crucero y presbiterio, con paredes lisas y muros encalados.

En la Navidad de 1.568, durante la Rebelión de los Moriscos, mataron al beneficiado Baltasar de Torres y fue incendiada la torre, una pared, la tribuna y la sacristía. Los daños causados se evaluaron en 3.000 ducados…

En 1.936, durante la guerra civil española, la Iglesia fue incendiada. Fue tiroteado el Cristo del Altar Mayor y la imagen de San Antonio fue arrastrada por las calles del pueblo. Se perdió en el incendio el retablo barroco, y sólo se salvaron algunas imágenes como la Virgen del Rosario, San José, el Niño Jesús y cuadros, que se escondieron en domicilios particulares. Las campanas fueron fundidas para metralla. La iglesia estaba en la línea de fuego y un proyectil impactó en el edificio, rompiendo los tirantes de la armadura...

Este precioso edificio y su esbelta torre están catalogados como “Bien de Interés Cultural” (área 29 del “Sitio Histórico de la Alpujarra Media y La Taha”).
Subimos por la calle Eras hasta el barrio de Churriana, de gran valor etnológico, donde disfrutamos de su Fuente y su Lavadero. Aquí, antiguamente, las mujeres cogían agua, lavaban la ropa y lo utilizaban de "mentidero"... en la parte superior se encuentran las eras tradicionales, donde se celebra la Fiesta de la Parva…

Descendemos por la calle Natalio Rivas y cruzamos la carretera A-4132 (Órgiva a Trevélez) por el paso de peatones, dejando el casco urbano de Pórtugos, descendiendo por el antiguo camino (en parte empedrado) de Atalbeitar.

Casi sin enterarnos… llegamos a su casco urbano, por su antiguo lavadero público.
Atalbeitar, pertenece desde 1.975 al municipio de La Taha y se encuentra situado a 1.150 msnm. Su nombre procede del árabe “harat albáyṭar” = barrio del veterinario. Tiene censados, 31 habitantes.

Después de callejear un poco por sus enrevesadas y estrechas calles… y detenernos en la plaza de la Candelaria, a refrescarnos con las cristalinas aguas de su fuente, continuamos nuestro paseo, dejando atrás el blanco caserío de Atalbeitar, bajando, entre primorosos bancales hacia el curso del río Bermejo.

Vamos siguiendo, en parte, el trazado de la “Ruta Medieval de La Alpujarra”, registrado el año 2.006, como sendero deportivo (PR-A299).
Tras vadear las aguas del río Bermejo, descendemos hasta enlazar con el sendero que desde la pequeña población de Ferreirola, se dirige hacia Busquistar, rodeando el cerro de la Mezquita (situado a unos 1.192 msnm).

En el cerro de La Mezquita hay un antiguo poblamiento rupestre altomedieval mozárabe (datación estimada entre los siglos VIII y XIV): es el yacimiento arqueológico más antiguo de La Alpujarra.

​Tanto el yacimiento como su área circundante quedaron protegidos en 2.007, al estar dentro de la zona denominada “Conjunto Sitio Arqueológico La Mezquita” en la declaración del “Sitio Histórico de la Alpujarra” como “Bien de Interés Cultural”.
Desde la ruta, observamos un camino que asciende, de forma sinuosa, por la ladera Este del río Trevélez. Este antiguo camino, que asciende por la ladera escarpada, es lo que se conoce como “escarihuela”: de origen medieval y declarada BIC. Ésta denominación (en ocasiones escrita como “carregüela”), proviene de una deformación del término "escaleruela". Y la que divisamos es la de Panjuila.

Cambiamos de “viso” y comenzamos la larga subida a Busquistar, recuperando, paso a paso, altura, hasta llegar a su casco urbano, situado a 1.153 msnm.
Tras pasar junto a la Iglesia Parroquial de San Felipe y Santiago, seguimos subiendo por la calle Placeta hacia la carretera A-4132.

Dejamos el casco urbano de Busquistar, siguiendo el trazado del sendero GR-7, que en éste corto tramo va por el arcén de la carretera y que abandonamos poco después.

Continuamos por un camino, que se torna en sendero y que nos lleva, en suave subida, hasta las albercas o balsas de la acequia de Busquistar a Pórtugos.
Tras vadear las cristalinas agua de la acequia, por unos pontones metálicos, continuamos por el camino del acequiero, entre un precioso robledal, en dirección hacia el ya cercano, Pórtugos

A la altura de las instalaciones del Polideportivo de Pórtugos, dejamos el curso de la acequia y descendemos por un camino que nos lleva a las instalaciones deportivas y después a Fuente Agria y El Chorrerón.

Ambos se encuentran junto a la Ermita consagrada a la Virgen de las Angustias (siglo XVIII).

En 1.972 se puso en valor todo el conjunto, con motivo del Primer Centenario del viaje que realizó por la Alpujarra el escritor Pedro Antonio de Alarcón. El Patronato de San Isidro se encargó de llevar a cabo el proyecto.
Según un tratado en 1.790, las aguas de Fuente Agria, manan del cóncavo de una piedra y al pie de la misma Ermita y poseen cualidades saludables. Dejan un sarro o toba bermeja. Su sabor es agrio, herrumbroso y huele a alcaparrosa. Según los entendidos, son eficaces para corregir cualquier obstrucción y son beneficiosas para el estómago, hígado, bazo, intestinos, riñones y útero. Corrigen el dolor nefrítico originado por cálculos de riñón; curan los hidrópicos y la experiencia las ha acreditado para sanar el flúor blanco y los dolores artríticos.

Tras solazarnos en este espectacular paraje… vestido con los cálidos colores del Otoño, subimos por un corto camino hasta el casco urbano de Pórtugos, donde damos por finalizada esta corta y preciosa Ruta Circular.


Ver y descargar el track de la ruta corta:

Powered by Wikiloc


Datos comparativos de las rutas:
DATOS TÉCNICOS
RUTA CORTA (con menos cuestas)
RUTA LARGA (con más cuestas)
Itinerario
Pórtugos - Atalbéitar - Busquístar - Fuente Agria - Pórtugos.
Pampaneira - Bubión - Peñón del Ángel - Barranco de la Sangre - Capilerilla - Pitres - Atalbéitar - Pórtugos.
Recorrido
9 kms
11,6 kms
Acumulado
430 m subiendo - 428 m bajando
796 m subiendo - 550 m bajando
Dificultad
Grado IBP 47 - Media/Fácil
Grado IBP 73 - Media
Tiempo previsto
3 horas 35 minutos aproximadamente
5 horas aproximadamente
Velocidad media
3 kms/h
3 a 4 kms/h
Reagrupamientos
Atalbéitar, Busquístar y Fuente Agria.
Bubión, Peñón del Ángel, Capilerilla, Pitres (avituallamiento) y Atalbéitar.
Fuentes
Pórtugos, Atalbéitar, Busquístar y Fuente Agria.
Pampaneira, Bubión, Capilerilla, Pitres y Atalbéitar.

Y para finalizar, es de bien agradecidos reconocer el excelente comportamiento de los senderistas y el gran esfuerzo realizado por instituciones y personas que han hecho factible la celebración de esta hermosa jornada de senderismo.

Ver todas la fotos y vídeos de la jornada aquí>>>

domingo, 27 de octubre de 2019

Convocatoria XVIII Jornadas de Senderismo Maleno 2019/2020


Se comunica que el lunes, 28 de octubre de 2019, a partir de las 20 horas (8 de la tarde), se abre la CONVOCATORIA DE 80 PLAZAS, para las XVIII Jornadas de Senderismo Maleno 2019/2020. Una vez cubiertas las 80 plazas, se establecerá una Lista de Espera, también ordenada según se diga.

Para apuntarse es necesario hacer una PRE-INSCRIPCIÓN mandando al responsable de las jornadas (Luis) por WHATSAPP PRIVADO, (el lunes 28 de octubre a partir de las 20 horas) los siguientes datos:

- Nombre y apellidos
- DNI
- Fecha nacimiento
- Móvil
- Dirección completa
- Talla
- Parada bus

Se irá apuntando por riguroso orden de llegada del mensaje con los datos al Whatsapp, creando un listado de PRE-INSCRITOS que podrá verse aquí>>>

Lo siguiente que hay que hacer es PAGAR EL PRECIO QUE CORRESPONDA en un plazo máximo de cinco días, y eso se puede hacer:
- Por la mañana, en el Ayuntamiento de Villanueva Mesía.
- Por la tarde, en la Piscina Cubierta Municipal de Huétor Tájar.
- Ingresando en la Cuenta del BBVA ES83 0182 7066 2102 0076 5906, indicando en concepto los nombres de los senderistas+jornadas, y avisando a Luis.
- Pagándole directamente a Luis.

Si pasa el plazo de cinco días sin avisar ni decir nada, se entenderá que NO se quiere la plaza y se adjudicará al siguiente de la Lista de Espera.

La Pre-Inscripción supone la aceptación de las Normas de las XVIII Jornadas de Senderismo Maleno 2019/2020, que pueden verse aquí>>>

[+] Información en Ayuntamiento Villanueva Mesía, teléfono 958444005

Nota: Debido a la gran demanda e interés por participar en estas XVIII Jornadas de Senderismo Maleno, se han aumentado las plazas hasta 110 (2 autobuses).

LISTADO DE INSCRITOS

domingo, 20 de octubre de 2019

6ª Jornada de Senderismo de la Diputación de Granada en La Alpujarra - Cáñar.

El domingo 20 de Octubre, nos dimos cita casi 500 senderistas, para celebrar en la localidad alpujarreña de Cáñar ("El Balcón de la Alpujarra" o “El Paraíso Escondido”) la sexta jornada de senderismo provincial, organizada por la Diputación Provincial de Granada y el Ayuntamiento de Cáñar, con la magnífica aportación de los guías del Club de Montaña "La Verea", de Churriana de la Vega.


Cáñar, es un pequeño pueblo que tiene censados 318 habitantes (cañeretes o refajonas) y que con el motivo de la celebración de la jornada de senderismo duplicó sobradamente el número de personas que pasearon por sus pintorescas calles y plazas, en un día nublado, con ocasionales fuertes rachas de viento, un ambiente frío y algunos esporádicos chubascos de ansiada lluvia que no asustaron en ningún momento a los intrépidos senderistas que, a primeras horas de la mañana, se agolparon en la Plaza de Santa Ana, para recibir el calor de los organizadores, el avituallamiento para la ruta y recuerdos del momento.



Se habían programado dos rutas, una corta de unos 12 kms y otra larga de unos 15 kms. Cada participante se sumó a la que consideró conveniente y con cierto intervalo de tiempo de diferencia, cada cual se dispuso a efectuar la ruta de su elección.

Ambas rutas mencionadas se dirigieron, a distintas cotas de altura, hacia el Barranco del Río Chico, teniendo como punto de encuentro el paraje en donde se encuentra enclavado el Dique 24, construido para evitar la erosión del río, muy acentuada en sus esporádicas crecidas.


Los paisajes, desdibujados entre las espesas nieblas, han sido espectaculares, destacando las frondosas masas forestales, de pinos, robles y algunos grandiosos ejemplares de castaños, inmersos en la típica vegetación mediterránea, que, aunque aún faltos de agua, nos han regalado los sentidos, con sus mejores "galas" otoñales. El ambiente frío, nublado, ocasionalmente lluvioso, salpicado con puntuales claros de sol, han puesto el resto para conseguir que los animosos senderistas disfrutaran al máximo de su deporte preferido.

A buen ritmo, se ha transitado por carriles y senderos, notando la necesidad de ser extremadamente respetuosos con el medio ambiente por el que nos desenvolvemos en lo que se refiere a andar por las sendas fijadas sin salirse de ellas y evitando arrojar restos de comida o "pañuelitos blancos", algo que cuando se da en grupos numerosos, puede dar lugar a una considerable contaminación medioambiental localizada, bastante "biodesagradable". La tónica general ha sido positiva, aunque no se puede bajar la guardia al respecto, por lo que se hace necesario el que se den instrucciones claras al efecto para que todas las actuaciones de todos los grupos de senderistas reciban el mismo mensaje.


Es preciso también, habituar a una disciplina de caminar en grupo, siendo fundamental el máximo respeto a las indicaciones y ritmos impuestos por los guías responsables: “Nunca se podrá superar al guía de cabeza, ni quedarse detrás del guía de cola”. Hay que esforzarse igualmente en educar a los senderistas, en el hecho de que no es igual caminar solos o en pequeños grupos, que participar en jornadas con grandes grupos, en los que es necesario comprender que hay que someterse a la disciplina y velocidad impuesta por los guías responsables de marcar el camino y lo que es más importante, la seguridad de todos, por lo que el consiguiente acatamiento riguroso de las indicaciones recibidas es prioritario. Falta aún, pero poco a poco, lo vamos consiguiendo.


Al regreso a Cáñar, disfrutamos de unas generosas invitaciones previstas por el Ayuntamiento de Cáñar, del calor de sus gentes y voluntarios entregados totalmente a darnos a conocer el entorno urbano del pueblo, su iglesia, lugares pintorescos, etc, algo que siempre, siempre, es muy agradecer. Sin olvidarnos de la rica paella ofrecida como almuerzo y de los espléndidos regalos de productos alpujarreños, jamones incluidos, sorteados entre todos los participantes.


En definitiva, una completísima jornada de senderismo difícil de superar y que ha sido posible gracias al esfuerzo del personal y técnicos de la Diputación Provincial de Granada, del Ayuntamiento de Cáñar que muy espléndidamente se ha volcado en hacerla posible, al Club de Senderismo "La Verea" que han aportado su sabiduría en la montaña, y por supuesto a toda esa gente voluntaria y vecinos/as del pueblo, que de forma anónima y altruista, han estado dispuestas a atender y a ayudar a tan numeroso grupo de senderistas.


Nota: La carretera GR-4201, que con sus 5 kilómetros de empinado recorrido y 18 pronunciadas y cerradas curvas, une el casco urbano de la localidad de Cañar con la carretera A-4132 (de Órgiva a Trevélez) es una dura prueba de conducción para los más avezados conductores de autobús.


Powered by Wikiloc


Powered by Wikiloc

En el siguiente enlace pueden encontrarse todas las fotos obtenidas de la jornada haciendo clic aquí>>>