domingo, 6 de agosto de 2017

I Ruta de las Cuatro Ermitas de la Virgen de las Nieves

Todo empieza con un libro, un empeño, una ilusión, casi una quimera.

Inicio de la ruta desde el Albergue Universitario, con los Peñones de San Francisco al fondo.

La publicación del libro "Las Cuatro Ermitas de Sierra Nevada" de Manuel Titos Martínez, puso en estado de alerta al ermitaño-padre, el Gómez, animador del proyecto que nos propuso: "diseñar una ruta que pasara por las cuatro ermitas de la Virgen de las Nieves, teniendo como referente la información contenida en el libro de Manuel Titos", dándose además el hecho de que este año se celebra el tercer centenario, los 300 años del evento que da pié a la construcción de la Ermita 1, sitio en donde el Beneficiado de Valor refiere que se le apareció la Virgen dando lugar al milagro que le salvara la vida y como consecuencia de ello a su promesa de contrucción a sus expensas de la que fue la primera ermita de la Virgen de las Nieves.
Y esta es la raíz de todo...

Los pioneros de la ruta de la 4 ermitas posando junto al monumento a la Virgen de las Nieves.

Dicho y hecho.
Empezaron las exploraciones y recorridos sobre el terreno, unas veces empezando desde la Hoya de la Mora, otras desde Dílar y después de un duro trabajo de campo, sobre todo para la localización de las ruinas de las ermitas altas, se deja como definitivo, más o menos, el trazado que acordamos realizar entre el sábado 5 y el domingo 6 de agosto, días en que se celebra tradicionalmente las romerías en honor de la Virgen de las Nieves Patrona de Sierra Nevada.

Para hablar de la historia de las ermitas, y conocer al detalle la historia de forma exhaustiva, nos remitimos ahora al apartado "Bibliografía" que aparece al final de esta entrada, ya que por nuestra parte, nos vamos a detener más en la descripción del recorrido que une las 4 ermitas, ya que ese fue nuestro objetivo desde el principio.


Recomendamos dos etapas, aunque los más avezados montañeros, podrían hacer una.
  • Primera etapa: Hoya de la Mora - Posiciones del Veleta - Ermita 1 de la Carihuela (3191m) - Refugio de la Carihuela - Altar de la Virgen de las Nieves - Tajos de la Virgen - Lagunillos de la Virgen - Lagunillos de la Ermita - Ermita 2 de las Fuentezuelas (2813 m) - Lagunillo Misterioso - Barranco Misterioso - Laguna de la Mula - Prado de las Minas - Loma de Peña Madura - Cerro del Espinar - Cortijo del Espinar (Vivac).
    • 24,2 kms - 12 h 57 min - 1,9 kms/h - 1204 m subiendo -1756 m bajando.
  • Segunda etapa: Cortijo del Espinar - Barranco del Espinar - Los Huertos - Prado Seco - Camino de Prado Seco - Sendero Cerro Montellano - Fuente Ermita Vieja - Refugio 3 Ermita del Savial o Ermita Vieja de Dílar (1380m) - Carril ladera Cerro Domingo y Mala Mujer - Sendero a la Ermita 4 Nueva de Nuestra Señora de las Nieves en Dílar (945m). 
    • 18,7 kms - 10 h 9 min - 1,8 kms/h  361 m subiendo - 1173 m bajando.
  • Total: 42,9 kms - 23 h 6 min - 1,85 kms/h - 1563 m subiendo - 2929 m bajando.
Terminada la exposición de datos de la ruta, algo que los montañeros senderistas siempre agradecen por la útil información que ofrecen a modo orientativo, pasamos ahora a hacer una breve descripción del contenido de la ruta.

En primer lugar se ofrece un mapa detallado con el recorrido completo que nosotros seguimos en los dos días.
Esta seria la valoración IBP de la ruta>>>
También se puede descargar del Wikilock el track aquí>>>




Descripción de la ruta:
- Etapa 1: Las Ermitas Altas de la Virgen.
El sábado 5 de agosto de 2017, tercer centenario de la aparición de la Virgen de las Nieves al Beneficiado de Válor, usando el bus de línea que sube a Sierra Nevada, viajamos desde la Estación de Autobuses de Granada, con salida a las 9 horas, por cinco euros, hasta la Hoya de la Mora, junto al Albergue de la Hoya de la Mora.
En principio, teníamos previsto usar la lanzadera que sube hasta las Posiciones del Veleta, pero mire usted por dónde, con motivo de la celebración, se abre el control de la Hoya de la Mora para el paso de vehículos privados y entonces la lanzadera estos días NO funciona.
Consecuencia de ello es que hemos de tomar como punto de inicio el Albergue de la Hoya de la Mora, algo que le pone un puntito de más dificultad y dureza a la ruta, ya que esos kilómetros hasta la Carihuela, en donde se encuentra la primera ermita se hacen interminables. Este hecho es algo que deberemos tener en cuenta para futuras posibles ediciones de la ruta.
Bien mentalizados, y luchando con la altura, nos encaminamos ilusionados para visitar las Ermitas Altas.
Tomamos el sendero que va subiendo continuamente, sorteando las curvas de la carretera, el peso de las abultadas mochilas, el sol eterno y la pendiente hacen el resto.

Ruinas de la primera ermita - 1718

Poco a poco, pasito a pasito, final por carretera-carril, dejando a nuestra izquierda el que sube al Veleta, llegamos a la zona de la Carihuela. Separados por una hilera de rocas, a la izquierda quedan las ruinas de la Ermita 1 de la Carihuela, a la derecha el espléndido mirador donde se encuentra el Refugio de la Carihuela en perfecto estado de conservación, algo que nos alegra enormemente.

Refugio de la Carihuela

Este mirador nos ofrece a la izquierda la mole del Mulhacén y el carril del Chorrillo que baja a Capileira, al centro los valles del Poqueira y de rio Seco, y a la derecha el valle del rio Lanjarón, caras sur de los Tajos de la Virgen, Elorrieta, Cartujo y el gran Pico del Caballo.
Bien vale la pena detenerse unos instantes para disfrutar del paisaje y privilegiadas panorámicas.

Panorámica desde la Carihuela.

Continuamos encaminándonos al sendero que baja por los Tajos de la Virgen, previa parada en el altar de piedra en donde anualmente en la noche del 4 al 5 de agosto de celebra una Misa Montañera, bajamos con cuidado hasta los Lagunillos de la Virgen, lugar en el que repostamos agua en el manantial allí existente. Es importante avituallarse bien, ya que hasta Ermita Vieja 3 no encontraremos el vital líquido elemento.

Lagunillos de la Virgen

Después de disfrutar del entorno de los Lagunillos de la Virgen tomamos un sendero a la izquierda, junto al cruce del que sube al Elorrieta, para bajar hasta los Lagunillos de la Ermita que seguimos hacia la derecha. Después de superar una llanura coronada por una inmensa roca, llegamos hasta la explanada en donde se encuentran las ruinas de la Ermita 2 o de las Fuentezuelas. Apenas unas rocas amontonadas que hace difícil su localización e identificación.

Ruinas de la segunda ermita - 1724

A partir de este punto, tomamos un sendero que, manteniendo la altura y finalmente subiendo por un lanchar que bordea la base del Cartujo señalizados por hitos de piedra, nos lleva hasta el Lagunillo Misterioro, nuestro otro importante punto de referencia. Aquí, de las surgencias de piedra de la base norte del Cartujo podemos avituallarnos de un agua cristalina, fresquísima que se agradece sobremanera en los días de calor. Una parada para contemplar las sorprendentes y oscuras aguas del Lagunillo Misterioso son algo de rigor.

Lagunillo Misterioso

Bajamos ahora siguiendo el desagüe del Lagunillo Misterioso por el Barranco del mismo nombre, para finalmente superando otro gran lanchar de rojiza piedra y rocas amontonadas en caprichosas formas, llegar hasta el barranco que baja desde la Laguna del Carnero y que nutre de aguas a la Cascada Tridente conocida como las Chorreras del Molinillo, que vemos a lo lejos a nuestra derecha.
Hemos de salvar este barranco por un sendero de ganado, para llegar al otro lado y coger ahora en descenso el Barranco de las Monjas, para, usando el collado de los Prados de las Monjas llegar hasta la Laguna de la Mula, que encontramos totalmente seca. Toca subir por el collado que se forma entre el Prado de las Monjas y el Prado de las Minas, hasta hacer cumbre en la Loma de Peña Madura.

Panorámica del Barranco del rio Dúrcal

Cogemos ahora la cuerda de esta mencionada Loma, para ir bajando y llaneando hasta asomarnos al impresionante Barranco de la Cabecera del rio Dúrcal. Estamos en otra vertiente. La noche se nos viene encima y buscamos a la izquierda el sendero del Sulayr que por el Cerro del Espinar, y adoptando las debidas precauciones, frontal en ristre, nos lleva hasta el Cortijo del Espinar, lugar en el que decidimos vivaquear para pasar la noche y recuperar las fuerzas gastadas en esta espectacular y dura jornada.

Hacia el cortijo del Espinar.

- Etapa 2: Las Ermitas Bajas de Dílar.
Amanece el domingo 6 de agosto de 2017, después de recogerlo todo y disfrutar de un buen desayuno, nos disponemos a afrontar esta segunda etapa que nos llevará a conocer las que denominamos Ermitas Bajas.

Nada más salir del Cortijo del Espinar, empezamos a caminar por un empinadísimo carril en descenso, que pone los músculos en tensión y calienta de lo lindo los dedos de los pies. Hace mucha calor, se nota que vamos dejando las cumbre de la sierra y se hace duro y pesado el caminar reteniendo el peso de la mochila.
Bajamos de El Espinar hasta Las Huertas, dejando el valle del río Dúrcal a nuestra izquierda, pasamos cerca de la Magara para subir por un carril hasta Prado Seco y ya sin dejar este carril en bajadas y subidas continuadas llegar a las inmediaciones del Cerro Montellano, en donde abandonamos el carril que traíamos para tomar un sendero que nos sale a la derecha y que entre pinos nos lleva directos hasta nuestro objeto de deseo: la Fuente de Ermita Vieja, la mayor recompensa que se pueda soñar.
Es importante el uso del GPS con el track para no despistarse.
Refrescados y avituallados en la mítica y ensoñada fuente, nos encaminamos ahora hasta el Refugio construído en las inmediaciones de la Ermita 3, la Vieja de Dílar.

Refugio de Montaña construído en la zona y con materiales de la tercera ermita - 1795

Decidimos tomar el carril a la izquierda, que bordea el Cerro Domingo y en se encamina hacia el Puerto de la Mala Mujer, para finalmente terminar en un sendero que bruscamente gira a la derecha y entre pinos y fuerte descenso se encamina directo hacia la última ermita. Este sendero se nos hace muy penoso, ya que por desgracia está en muy mal estado, con abundantes piedras sueltas y socavones, provocados por vehículos a motor. ¡Una auténtica pena!
Todo tiene su final y terminado el sendero, llegamos a una gran balsa de agua. El sol cae con fuerza, es la hora del mediodía y la ola de calor veraniega nos hace dura la conclusión. Por un ancho carril, de muy buen piso, entre almendros y olivos, nos vamos acercando silenciosos, cansados pero interiormente muy alegres hasta la Ermita 4, la Nueva, la de la Virgen de las Nieves.
No hay nadie, todo está silencioso, y nuestra prueba está superada.

Fin de ruta. La cuarta ermita - 1796

La placa recién puesta en la fachada habla de la conmemoración del tercer centenario, algo que hemos vivido en toda su intensidad y nos hace sentirnos cansados, doloridos, pero muy satisfechos.
¡¡¡Viva la Virgen de las Nieves!!!

Ermitaños-Senderistas: Gómez, José Emilio, Aurelio, José Manuel, Ismael y Luis.
Aquí quedan sus pioneros nombres.




Ver todas las fotos de la ruta aquí>>>


Powered by Wikiloc

Bibliografía: 
- "Las 4 ermitas de Sierra Nevada", de Manuel Titos Martínez, editado en 2017. 
- "Las Cuatro Ermitas (de Sierra Nevada)" de Ignacio Henares, publicado el lunes 7 de agosto de 2017. 

martes, 11 de julio de 2017

Posiciones del Veleta-Ermitas Altas-Observatorios astronómicos


Una ola de calor en estos días vereniegos está barriendo Granada y batiendo todos los records. El único lugar en el que se puede estar y se hace llevadero de soportar es Sierra Nevada. Suerte que tenemos.

Volvemos a la sierra, dejando el coche junto al Albergue Universitario a los pies de los Peñones de San Francisco. Decidimos sacar billete de ida en la lanzadera que por 3 euros por cabeza nos sube hasta las ruinas de la guerra civil conocidas como las Posiciones del Veleta.

A partir de este punto, toca echarse la mochila al hombro y empezar a caminar. La cumbre del Veleta se queda a nuestra izquierda, las grandes pendientes han desaparecido y nuestros pasos se encaminan por la asfaltada carretera, desviándonos a la derecha hacia la Carihuela. Pronto llegamos hasta las ruinas de la Primera Ermita y al muy bien cuidado refugio de montaña de la Carihuela, situado a 3.205 m de altitud. Da alegría visitar sus instalaciones, limpio, muy bien cuidado, y preparado para cobijar a quien lo necesite.


Antes de tomar el sendero de los Tajos de la Virgen y que baja a los Lagunillos de la Virgen, nos entretenemos acercándonos al mirador que nos permite bellas panorámicas de los valles situados en la cara sur, sureste de Sierra Nevada, así como pasear por el lugar en el que tradicionalmente se dice la noche del 5 al 6 de agosto, la misa en honor de la Virgen de las Nieves. Lugares emblemáticos que no hay que perderse y que además dan cobijo a multitud de cabras y machos monteses, que pacen tranquilamente, por desgracia, no se asustan ya de la presencia humana y permiten ser fotografiados sin dificultad.

Pasado este momento mágico-contemplativo, acometemos con precaución el descenso de los Tajos de la Virgen hasta los Lagunillos del mismo nombre. Zigzags, piedra suelta y empinada y resbaladiza pendiente, ponen a prueba nuestra habilidad técnica y preparación física.


Llegamos a los borreguiles de los Lagunillos, los notamos cada vez más secos, lo que nos hace presagiar la dureza del verano que habremos de soportar. La historia del cambio climático nos hace pensar en que no es ninguna tontería y que nos vienen tiempos difíciles.

Del desagüe de los Lagunillos, bajamos por un terreno de abundante pizarra suelta hasta las ruinas de la Segunda Ermita, punto de destino de gran interés cultural para nosotros, en el que nos detenemos para tomar un ligero refrigerio que nos permite recuperar fuerzas para continuar la marcha.


Continuamos la marcha, saliendo de las ruinas de la Segunda Ermita, siguiendo un sendero semiperdido a la izquierda, que poco a poco sube dificultosamente hasta la base de la Laguna de las Yeguas. Es fácil despistarse, por lo que se recomienda tomar puntos de referencia y seguir los hitos de piedra existentes.

Una vez en el carril que lleva a la Laguna de las Yeguas, giramos a la izquierda hasta el Collado de la Laguna, tomando allí un sendero a la izquierda que va cresteando y pasando consecutivamente por las instalaciones del antiguo Observatorio Astronómico y más adelante bajo la impresionante antena del Radiotelescopio, que nos hace sentirnos pequeñitos ante tamaña obra.


Descendemos por las pistas de esquí hasta las inmediaciones de la estación de Borreguiles, para finalmente seguir un carril-sendero que nos lleva derechos hasta el aparcamiento de la Hoya de la Mora y Albergue Universitario, lugar en donde damos por finalizada esta ruta.

El termómetro, en esta altitud y parajes, marca 31 grados centígrados. Miedo nos dá el infierno que nos espera cuando descendamos hasta Granada.

Datos de la ruta:
- Senderistas: 2
- Recorrido: 12 kms
- Dificultad de la ruta IBP 82. Preparación física Media; Dificultad de la ruta: Dura. Ver más datos IBP aquí>>>
- Acumulado: 314 m ascendiendo; 898 m descendiendo.
- Tiempo en movimiento: 4 h 29 min; detenido: 58 min.
- Velocidad media: 3 kms/h

Track y perfil de ruta:

Powered by Wikiloc

Ver todas las fotos de la ruta aquí>>>

miércoles, 5 de julio de 2017

Al Corral del Veleta por los Veredones.

Seguimos deambulando por el Parque Nacional de Sierra Nevada, realizando una ruta por sus altas cumbres que resumimos en tres palabras: acojonante, alucinante y flipante. Puede que no sean muy ortodoxas, pero sí resumen de forma muy cercana nuestros sentimientos al caminar por estos parajes que nos han permitido acercarnos a la base del pico del veleta por su cara norte-noreste, usando como vías de acceso y salida los aéreos pasos conocidos respectivamente como Veredón Superior y Veredón Inferior.


Dejamos el coche en el aparcamiento de la Hoya de la Mora. Nada más bajar del coche notamos las fuertes rachas de viento que no habrían de dejarnos en gran parte de la jornada, siempre que hemos caminado hacia el Veleta por la cara sur. Un viento fuerte, duro, implacable, que hace penoso el dar un paso y que al menor descuido te vuelca o al menos, así lo parece.


Pasamos junto al monumento a la Virgen de las Nieves y encaramos sin prisa y sin pausa, la constante subida hacia las Posiciones del Veleta, cara al viento y notando las ráfagas de frio intenso que nos obligan a echar mano a la ropa de abrigo.


Por estos parajes, recibimos la gran alegría del fortuíto encuentro con el amigo, y es que la montaña une irremediablemente.

Una vez en las Posiciones del Veleta, nos dirigimos hacia el Corral del Veleta, usando para ello el acceso conocido como el Veredón Superior. Un sendero, muy empinado, aéreo, no apto para los que padecen vértigo, con abundante piedra suelta y que hay que acometer tomando las debidas precauciones. No valen errores, ni traspiés.


Poco a poco, afianzando bien la pisada y puntos de apoyo con los bastones, llegamos a la base del Corral del Veleta, visitando la lagunilla allí existente, de agua barrosa, resultado de la nieve con polvo sahariano que en meses pasados cayó en la Sierra. Este circo glacial es impresionante, tajos cortados a pico, paredes verticales de intrépidas hazañas de escalador, silencio majestuoso, apenas roto por el piar del gorrión alpino o del acentor. Cada paso invita a pararse, a contemplar y a deleitarse, en callado respeto a estas piedras y ventisqueros milenarios, boquiabiertos y alucinados. La carrera veloz de un zorro aparecido como por arte de magia de entre las lastras de pizarra, nos despiertan y nos devuelven a la realidad.

Antes de abandonar el Corral del Veleta nos acercamos hasta el Túnel del Veleta, muestra de esa iniciada aventura de visionario que pretendía conectar la carretera de la Sierra, desde las Posiciones del Veleta con las Alpujarras, proyecto que la dura realidad hizo que debiera abandonarse. Quedan como testigo las decenas de metros excavadas en la dura roca pizarrosa.

Cobijados en el refugio que nos da el túnel, aprovechamos un cálido rayito de sol para tomar un ligero refrigerio en su húmeda boca. Las aristas de Los Machos nos contemplan como telón de fondo. Un nuevo momento mágico de reencuentro con la montaña, cae como por encanto encima nuestra.


Toca salir del Corral del Veleta, buscando entre la abundante piedra suelta diseminada por la Cabecera del Guarnón, el sendero conocido como el Veredón Inferior, otro paso aéreo, más si cabe que el anterior, ahora en ascenso, y tomando las consabidas precauciones, casi sin darnos cuenta, nos va sacando del círculo glaciar. Paso a paso, deteniéndonos para disfrutar del momento llegamos hasta el Collado de la Esquiadora Susana, en donde se encuentra un monumento a esta fallecida esquiadora. Repetimos, sendero NO apto para personas que padezcan vértigo, requiriéndose un mínimo de preparación y de conocimiento de la montaña.

Hacemos un alto en el camino en el lugar en el que se encuentra el Monumento a Susana, algo que bien vale la pena, ya que este collado nos permite bellas panorámicas, al encontrarnos en la divisoria de los barrancos del Guarnón y del San Juan, y mire uno para donde mire, el aéreo paisaje no puede dejarte indiferente.


Toca ahora bajar por un sendero muy empinado y zigzaguante trazado en un extenso lanchar de piedra suelta de pizarra, hasta los borreguiles de la cabecera del Barranco de San Juan, amplio circo glacial en donde apacibles vacas y terneros dormitan bajo el sol, poniendo el punto pintoresco al paisaje.

El rio San Juan, poco a poco se va formando. Ya abajo, cerca de la cascada, tomamos otro reparador bocado junto a las amistosas y pacíficas vacas. Parece que el tiempo se detuviera.

 Emprendemos la vuelta por el sendero que acercándose hasta el observatorio del Mojón del Trigo, va bordeándolo hasta llegar al alberque militar de la Hoya de la Mora. Estamos de vuelta en el aparcamiento, se cierra el círculo y la ruta finaliza.

En nuestro ánimo y en nuestras pupilas nos llevamos el premio de la jornada.



Datos de la ruta:
- Senderistas: 2
- Recorrido: Circular, 11,5 kms.
- Itinerario: Hoya de la Mora-Virgen de las Nieves-Cauchiles-Posiciones-Veredón Superior-Corral del Veleta-Lagunillo del Corral-Túnel-Veredón Inferior-Monumento a Susana-Barranco San Juan-Mojón del Trigo-Hoya de la Mora.
- Dificultad IBP: 110. Requiere una preparación física Media/Alta y por la Dificultad de la Ruta es Dura/Muy Dura. Ver más datos IBP aquí>>>
- Acumulado: 971 m subiendo; 969 m bajando.
- Tiempo: 4 h 30 min en movimiento; 2 h 11 min detenidos.
- Media en movimiento: 3 kms/h

Track y perfil de ruta:

Powered by Wikiloc

Ver todas las fotos de la rutas aquí>>>

martes, 27 de junio de 2017

Ruta de las Veredas Blancas en Zafarraya

Desde que el 4 de junio asistimos al Encuentro Interprovincial de Senderismo Granada-Málaga, nos quedamos con la gana de realizar la que en aquel entonces se denominó como Ruta Larga de las Veredas Blancas, y por ese motivo, nos hemos acercado de nuevo a Zafarraya para realizarla.

Eran algo pasadas las 9 de la mañana, cuando aparcamos en la Plaza de la Iglesia, y con un cielo claro, azul y un ambiente fresco nos dispusimos a iniciar la jornada. Después de la intensa ola de calor sufrida en dias pasados, esta temperatura en torno a los 16 grados, animaba a caminar y a disfrutar del entorno.


Salimos, desde la Plaza de la Iglesia de Zafarraya, callejeando dirección sureste hacia la población de Ventas de Zafarraya. Para ello, cruzamos la carretera A-341 que conecta ambas localidades para pasando junto al cementerio y tanatorio tomar un carril de tierra a la izquierda (sureste hacia las Ventas) que atraviesa las fértiles tierras del polje, cargadas de diversos productos hortofrutículas, bordeando la sierra, hasta llegar al conocido como Boquete de Zafarraya, punto divisorio entre las provincias de Granada y Málaga. Alineadas coles, encañadas habichuelas verdes y tomates, calabacines incipientes arrastrándose por el suelo, profundos pozos, invernaderos, gentes laboriosas dedicadas de lleno a la faena de sacarle producto a esta fértil tierra. Bien vale la pena este paseo nada más que por poder disfrutar de ella.


Una vez en la U del Boquete, tomamos como referencia el carril que sigue el trazado del antiguo ferrocarril minero que bajaba hasta la costa. El paisaje se abre, nos abraza inmenso,  pareciendo que nos hemos convertido en una privilegiada ave que se asoma vilando majestuosa desde las alturas al valle que se postra a nuestros pies: la sierra de la Maroma a la izquierda, Alcaucín al frente, para en el horizonte contemplar la línea costera en donde agazapados están Vélez Málaga y Torre del Mar. A la derecha los Montes de Málaga, minúsculas motitas de cortijos blancos por todas partes, destacando los blancos pueblos de Riogordo y el nido de águilas constituido por Comares.


Seguimos bordeando la mole caliza de la Sierra del Cabrero de este a oeste, pasando por las inmediaciones del Cortijo de las Huertas y de la gran cortijada de Carrión, en donde está la fuente de Carrión, lugar idóneo para avituallarnos de agua si es necesario.


Continuamos por este carril principal para a un kilómetro aproximadamente encontrar una encrucijada con diversas señalizaciones: Guaro, Periana y Hoya del Toro (posible destino de otra ruta).


Tomamos dirección Periana, hasta encontrar la cortijada o aldea de Marchamona, donde en las viejas eras y bajo la sombra de un frondoso árbol, encontramos al simpático pastor Manuel, acompañado de su perra Estrella, con quien departimos amistosamente mientras nos cuenta afablemente, la historia de su vida en estos parajes. Es un momento de avituallamiento en compañía, uno de esos instantes mágicos en los que parece que el tiempo se detuviera y nos hace sentirnos afortunados por estar integrados, aunque sea momentáneamente, en el acontecer de esta tierra. Gracias Manuel, salud y nos vemos en la próxima.


Desde la era de Marchamona, dirección este primero y luego sur-sureste, parte un empinado y zigzagueante sendero que nos lleva hasta la cumbre. Se trata del sendero de Veredas Blancas, que aunque está bien señalizado se encuentra bastante deteriorado por la erosión provocada por el paso continuado del ganado muy abundante por aquí.


Finalmente llegamos al collado de Veredas Blancas, en la zona oeste de la Sierra del Cabrero, encontrando a partir de ahora unos grandes monolitos de piedra que señalan la bajada hasta Zafarraya. Antes, subimos a la cima del collado, para quedarnos boquiabiertos por la espectacular panorámica del polje de Zafarraya, una vista aérea plena de coloridas cuadriculas, lagunillos y embalses, todos ellos desde la base de la Sierra del Cabrero en la que estamos hasta el horizonte lejano. Bien ha valido la pena el esfuerzo.


Volvemos al sendero que ahora acomentemos con precaución en fuerte descenso. El piso está muy deteriorado por el constante paso del ganado, pera está muy bien trazado con unas curvas que ayudan mucho en la tarea de bajar.


 Muy bien sombreado y entre pinos, esta vereda nos pone pronto en el llano y en un espacioso carril que directamente nos conduce hasta el Tanatorio y al Cementerio, volviendo a cruzar la carretera para entrar de vuelta a Zafarraya, plenamente satisfechos de esta jornada de senderismo.


Datos de la ruta:
- Senderistas: 2 y la perrita Balto.
- Recorrido: Circular, 16,8 kms.
- Itinerario: Zafarraya-Ventas de Zafarraya- Boquete de Zafarraya-Cortijo Carrión-Marchamona-Veredas Blancas-Zafarraya.
- Dificultad IBP: 58. Media. Ver más datos IBP aquí>>>
- Acumulado: 420 m subiendo; 432 m bajando.
- Tiempo en movimiento: 4 h 25 min; Detenidos: 50 min.
- Media en movimiento: 3,9 kms/h

Perfil y track de la ruta:

Powered by Wikiloc

Ver todas las fotos de la ruta aquí>>>

 

miércoles, 21 de junio de 2017

Ermitas Altas de la Virgen de las Nieves: Ermita de las Fuentezuelas o del Borreguil - Segunda Parte

Ya comentábamos en una entrada anterior de este blog Ruta del Veleta y de las Ermitas Altas de la Virgen de las Nieves - Primera parte, nuestro proyecto de diseñar una ruta que recorriera las cuatro ermitas que a lo largo de la historia se han construído en honor de la Virgen de las Nieves, tal y como se cuenta en la publicación de Manuel Titos Martínez, "Las cuatro ermitas de Sierra Nevada", al cumplirse el 5 de agosto el tercer centenario.


En la mencionada entrada contábamos cómo localizamos las ruinas de la Primera Ermita, junto al refugio de la Carihuela, y como fuimos incapaces de localizar las ruinas de la Segunda Ermita, denominada como Ermita de las Fuentezuelas o del Borreguil quedando emplazados para volver con más calma sobre el terreno para proceder a su búsqueda y situación.

Y de eso trata esta entrada, de la búsqueda, localización y situación de esa Segunda Ermita, así como de movernos por la zona para encontrar el mejor camino que nos condujera hasta hasta nuestro siguiente objetivo, la conocida como Tercera Ermita, la Ermita Vieja de Dílar.


Salimos desde la Hoya de la Mora tomando el sendero-carril que por la zona de Borreguiles sube hasta el Collado de la Laguna de las Yeguas. Una vez allí y siguiendo las isntrucciones de la publicación de Miguel Titos, llegar hasta la gran explanada, por debajo de los Lagunillos de la Virgen en donde se encuentran las ruinas de la Segunda Ermita, hoy convertidas en restos de redil para el ganado. Echamos en falta, algún croquis que nos ayudara a la localización, y aún mejor alguna referencia a un sitio en el que pudiéramos descargar un track que nos llevara a dicho punto. En estos tiempos, tecnológicamente es muy fácil, pero bueno, eso es lo que hay y eso es lo que tenemos.


Una vez encontrada la ubicación exacta de las ansiadas ruinas, tomamos un ligero refrigerio para recuperar fuerzas y nos aprestamos a recorrer el rosario que forman los Lagunillos de la Ermita, que encontramos en todo su esplendor, para posteriormente ir bordeando al pie del Elorrieta y Cartujo hasta llegar al Lagunillo Misterioso, una de las joyas naturales de mayor belleza de Sierra Nevada. Desde aquí caminamos por alfombrados borreguiles, pudiendo contemplar variados endemismos tanto en flora como en fauna, muy cerca ya de Laguna Carnero y del gran barranco que recoge caudal para formar las impresionantes Chorreras del Molinillo.


Regresamos por la ladera izquierda del barranco del rio Dílar, hasta llegar a la Estación Inferior del Telesilla Laguna, en donde hacemos un breve alto en el camino para avituallarnos y recuperar energía que nos hará falta para subir las duras rampas que en zig-zag y por un carril en muy estado por la abundante grava y piedra suelta, nos lleva hasta la cresta de la Loma de Dílar, hasta el Collado de la Laguna en donde tomamos el amplio sendero que cruza por las pistas de esquí hasta la Hoya de la Mora, pasando por el monumento a la Virgen de las Nieves.


Datos de la ruta:
- Senderistas: 3
- Recorrido: Circular, 16,3 kms.
- Dificultad: Requiere una preparación física Media/Alta. Por el trazado es Dura/Muy Dura. El índice IBP de diciultad es 110. Ver más datos IBP aquí>>>
- Acumulado: 803 m subiendo; 794 m bajando.
- Tiempo total: 6h 52 min; en movimiento: 5 h 59 min; parado: 53 min.
- Velocidad media: 2,73 kms/h

Track y perfil de la ruta:

Powered by Wikiloc


Ver todas las fotos aquí>>>

martes, 20 de junio de 2017

¿Qué bota de montaña me compro?



Pronto tendré que comprarme unas botas nuevas. La verdad es que la suela ya va estando reventaíca.
Y entonces la pregunta: ¿qué bota de montaña me compro? se plantea en toda su extensión y crudeza.

Aunque ya va teniendo uno alguna experiencia, y cree saber lo que quiere, hay tal inmensa oferta en mercado, son tantas las novedades en tipos, materiales, formas y modelos, que la verdad, puede llegar a ser algo complicado.

En estas circunstancias estaba yo, cuando ha caído en mi poder este artículo que viene a ayudar a contestar la dificultosa pregunta, por eso, no dudo en compartirlo con todos los lectores del blog, siempre en la tesitura de ayudar y de echar una mano. Y por supuesto, aquí queda guardado para cuando haga falta.


Os pego el enlace:
https://www.senditur.com/es/blog/que-bota-de-montana-me-compro/

jueves, 15 de junio de 2017

Ruta del Veleta y de las Ermitas Altas de la Virgen de las Nieves - Primera parte


Según la tradición, el 5 de agosto de 1717, el beneficiado de Válor, atravesando Sierra Nevada para ir a Granada, fué sorprendido por una gran tormenta de nieve que casi lo entierra y le hace perder la vida. Después de encomendarse a la Virgen de las Nieves, milagrosamente cesó la tormenta y de modo que pudo salvarse tanto él como sus acompañantes. En agradecimiento mandó construir una ermita que recordara tal suceso y sirviera para ser lugar de culto a la Virgen.

Ahora se cumple el tercer centenario de tal acontecimiento y gracias estupendo e interesante libro de Manuel Titos Martínez: Las cuatro ermitas de Sierra Nevada, podemos llegar a conocer con bastante profundidad los entresijos de toda esta historia.


Según las investigaciones de Manuel Titos, expuestas en su libro, hubo cuatro ermitas:
La primera, construida por el mencionado beneficiado de Válor, Martín de Mérida, en el mismísimo collado de la Carihuela en 1717. La ubicación de esta primera ermita en el mencionado paraje, no fue muy idóneo ya que la dureza de las circuntancias climatológicas de lugar, hacía difícil su acceso, mantenimiento y conservación, por lo que se decidió en 1724 trasladarla "más abajo", al pie de los Tajos de la Virgen, de modo que esta segunda ermita de las Fuentezuelas, de los Prados del Borreguil o de la Ermita estuviera más protegida de las salvajes inclemecias meteorológicas, algo que en este lugar tampoco fué un acierto, ya que si bien es cierto que está más abajo que la primera, el lugar sigue siendo de muy difícil acceso e inhóspito, motivo por el cual se decidió construir la tercera ermita en 1745, mucho más abajo y cerca de Dílar, siendo conocida como Ermita del Picón del Savial o Ermita Vieja.
Ya muy cerca de Dílar, esta tercera ermita se mantuvo durante algunos años, para finalmente buscar una ubicación cercana a los fieles, motivo por el que en 1796 se construyó la cuarta ermita conocida como la Ermita Nueva de Dílar, que es la que actualmente se mantiene en culto.


Dicho todo lo anterior y con motivo del cumplimiento del tercer centenario de la edificación de la primera ermita y aprovechando la exhaustiva información de la publicación del libro de Manuel Titos ya mencionado, decidimos explorar y montar una ruta por Sierra Nevada que integralmente uniera las cuatro ermitas de la Virgen de las Nieves, con la idea de realizarla en varios dias.


Esta ruta que se muestra en la presente entrada es el primer acercamiento que nos ha permitido localizar las ruinas de la Ermita del Collado del Veleta y aproximarnos a la zona de la Ermita de las Fuentezuelas o de los Prados del Borreguil, quedando pendiente la ubicación exacta de sus ruinas. Luego vendrán más rutas para unir el resto, pero eso será historia a relatar, poco a poco, más adelante.

Posando para el recuerdo con el colega Pablo, de GranadaBike.

En concreto y para esta ruta salimos desde la Hoya de la Mora, para pasando por el monumento a la Virgen de las Nieves, tomar el sendero que recortando la carretera, sube hasta el Pico del Veleta (3398 msnm). Desde allí nos encaminamos hasta el Collado de la Carihuela, para muy cerca del actual refugio de montaña encontrar las ruinas de la que denominamos como Primera Ermita.


Nos encaminamos ahora hacia el sendero que en fuerte pendiente y con un piso en el que abunda numerosa piedra suelta, desciende vertiginosamente por los Tajos de la Virgen para llegar hasta los Lagunillos de la Virgen y luego ir hasta la Laguna de las Yeguas, para buscar, sin fortuna, las ruinas de la Segunda Ermita.

Al montarse, de pronto,  una típica tormenta de verano, con algún aparato eléctrico y descarga no muy fuerte de agua, decidimos dejar aplazada la localización de la Segunda Ermita para otra jornada, volviendo sin más dilación, por el sendero que pasa cerca de Borreguiles hasta la Hoya de la Mora.

Así que no nos queda más que decir aquello de "continuará..."

Datos de la ruta:
- Senderistas: 3
- Recorrido: Circular, 15,505 kms
- Itinerario: Hoya de la Mora-Virgen de las Nieves-VG Pico Veleta-Collado Carihuela y ruinas Primera Ermita-Tajos de la Virgen-Lagunillos de la Virgen-Laguna de las Yeguas-Collado del Observatorio-Borreguiles-Virgen de las Nieves-Hoya de la Mora.
- Dificultad IBP: 124. Precisa de una preparación física media-alta y el grado de dificultad de la ruta es Dura-Muy Dura. Más información IBP aquí>>>
- Acumulado; 963 m subiendo; 957 m bajando.
- Tiempo en movimiento: 6 h 9 min; detenido: 2 h 23 min.
- Media en movimiento: 2,52 kms/h

Perfil y track de la ruta:

Powered by Wikiloc

Ver todas las fotos de la ruta aquí>>>