"ÚLTIMA HORA:" 23/Septiembre/2018 - 6ª Ruta Jornadas de Senderismo 2018, organizadas por la Diputación Provincial de Granada: Órgiva.

Convocatoria de Ruta:

Convocatoria de Ruta:
6ª Ruta Jornadas Senderismo Diputación de Granada: Ruta en Órgiva. Más información e inscripciones haciendo clic sobre el cartel

Buscar en este blog

martes, 18 de septiembre de 2018

Hacia la Villa Romana de Salar por el Barranco del Agua


En este empeño que tenemos últimamente de unir el senderismo con la arqueología, de nuevo nos lanzamos a la "aventura" de trazar otra ruta que lleve nuestros pasos desde Villanueva Mesía hasta la Villa Romana de Salar, de modo que ésta, de recorrido lineal, se convierta en una alternativa a la circular anteriormente realizada hace unos días y que nos salió con demasiado kilometraje para el andarista medio. Esa ruta circular a la que nos referimos puede verse en http://senderismovvamesia.blogspot.com/2018/09/circular-de-villanueva-mesia-la-villa.html

Ahora, nos planteamos pues un trazado lineal que tenga un menor número de kilometros, que visite los puntos más emblemáticos de los alrededores cercanos a Salar y que en la anterior visita vimos en el Centro de Interpretación, tales como los manantiales de la Fuente Alta y El Bañuelo, y aparte de callejear por el pueblo, visitar la Iglesia Parroquial y el Castillo. También hemos buscado acceder a la localidad por un sitio diferente y de elevado interés geológico: el Barranco del Agua.

Con todas las premisas anteriores, iniciamos nuestro caminar desde Villanueva Mesía, algo antes de las 9 horas, tomando el tramo de la Ruta Periurbana de Villanueva Mesía que está junto al recinto del ferial hasta llegar al puente sobre el río Genil, que atravesamos dirección Granada, para girar brúscamente a la derecha nada más cruzar el puente y caminando junto a la orilla izquierda del Genil sumergirnos en frondosas choperas y al lado de una acequia llegar hasta el río Cacín que vierte sus aguas unos metros más abajo en lo que los villanoveros conocen como la Junta de los Ríos.


Caminamos ahora junto al río Cacín por un carril que transcurre por su márgen derecha hasta llegar a una trampilla de madera que nos permite cruzarlo sin ningún tipo de problema. De nuevo tomamos a la derecha e izquierda, comenzando a subir por un carril asfaltado que nos lleva a las inmediaciones del Cortijo Tajarilla, una renovada construcción realizada sobre el antiguo Molino de Tajarilla por desgracia desaparecido. En el "Libro de Repartimientos de Loja", se menciona a Tajarilla como un Pago, donde los Reyes Católicos, entregaron una cantidad importante de tierras a Fernando de Aranda, merced de la que debió surgir el Cortijo de Tajarilla. No hace muchos años, este molino trituraba el trigo para hacer harina y también era panadería, algo que los signos actuales de los tiempos han borrado irremisiblemente del mapa. Charlando sobre este tema y sin darnos cuenta  cogemos altura para empezar a ahora a caminar dirección sur-suroeste por el amplio espacio de La Catalana.

Disfrutando de las espléndidas vistas de Villanueva Mesía, inmersa en el verde intenso de las choperas, vemos la silueta de la Sierra de Parapanda y seguimos nuestro caminar teniendo a nuestra derecha las fértiles vegas de El Soto, El Aventadero y la Vega Vieja, hasta llegar al Molino Calle en donde hay un importante cruce de caminos. Antes de comenzar la bajada nos desviamos a la izquierda por un carril de tierra por el que transcurre entubada la acequia del Cacín que va quedando a nuestra izquierda, mientras que desde la altura y a la derecha vemos pasar la Vega del Conde Pereda y la de los Arenales, ya llegando por un cómodo carril cementado hasta la Venta Nueva, gran anejo de Huétor Tájar.

Pasada la Venta Nueva seguimos por la antigua carretera nacional que iba a Málaga ahora convertida en vía de servicio de la A-92, para poco a poco acceder hasta el Área de Servicio "Vega del Poniente", punto importante, ya que en sus inmediaciones existe un paso bajo la autovía A-92 que permite el flujo de las aguas que se recogen a lo largo del Barranco del Agua, hacia el que nos encaminamos girando a la izquierda y cogiendo ahora dirección suroeste.

El Barranco del Agua al principio nos muestra un piso muy limpio, "domesticado", preparado para el paso de vehículos y siendo el cordón umbilical que va dando acceso a las espectaculares fincas de olivos que hay a derecha e izquierda del mismo. Poco a poco, se empiezan a intercalar almendros, y el cuidado piso, de forma paulatinamente va desapareciendo y cambiando a un cauce de piedra caliza, blanca, resplandeciente, piso natural fuertemente erosionado, dando lugar a que estén a la vista, las capas de sedimentos acumulados a lo largo de millones de años. El paso constante del curso del agua, ha ido excavando los blandos sedimentos calizos y margo-calizos, hasta crear las caprichosas formas que vemos, que en ocasiones, parecen "artificiales", como si hubieran sido manipuladas por la mano del hombre...

Nos adentramos ahora en el tramo más espectacular que nos hace pensar en que en tiempos pasados tuvo que haber una gran aportación hídrica y fluir de agua, para dar lugar a que se fueran creando estas espectaculares formaciones geológicas. El día de la ruta todo estaba seco, pero no era difícil imaginar la belleza del paraje cuando por él transcurriera algún hilo de agua.


La calor aprieta. Un par de kilómetros arriba, y después de haber atravesado un primer carril asfaltado, llegamos a otro nuevo carril por el que salimos del barranco girando a la derecha y encontrándonos al precioso cortijo de Piedras Lisas. Toca caminar por la amplia Cañada Real de Sevilla a Granada, hacia el oeste, atravesando un cuidadísimo olivar regado por goteo controlado por moderno sistema electrónico. Vamos cogiendo altura hasta llegar al viso que nos da vista a Salar que queda abajo y extendido a nuestros pies, y hacia el que nos encaminamos descendiendo y entrando en la población por las inmediaciones del Campo de Fútbol Municipal y del Colegio Inmaculada, hasta llegar a la carretera A-4155 que va a Alhama y que atravesamos directamente.


Callejeamos por las afueras de Salar de norte a Sur, hasta colocarnos en el Camino de los Barrancos y en el cruce allí existente nos desviamos a la derecha para descender hacia la Casa de la Pradera situada junto al arroyo de Salar que vadeamos. Ahora empieza a subir, para a unos 500 metros del vadeo, abandonar el carril principal tomando otro que sale a la derecha subiendo hasta el Cortijo de Fuente Alta. Este tramo es muy interesante para obtener bellas panorámicas de Salar.

Llegados al cortijo de Fuente Alta y detrás de él, baja fuertemente un semi-perdido sendero que nos pone de lleno en el manantial de Fuente Alta, aunque en esta fecha está totalmente seco, algo que nos desilusiona profundamente. Bajamos ahora por un cementado y escalonado sendero que nos sitúa en el paraje de El Bañuelo otro gran manantial muy limpio y cuidado, bien sombreado por grandes higueras, siendo este punto el elegido para realizar un avituallamiento, descansar y tener el momento de respiro de la jornada. Las aguas del nacimiento de El Bañuelo son hipo-termales (una temperatura de unos 20º C) y ricas en sales minerales. Surgen en una pequeña cavidad entre travertinos y calizas jurásicas del acuífero de Sierra Gorda, sobre materiales impermeables cretácicos.


Desde El Bañuelo, llegamos de vuelta al arroyo de Salar y empieza nuestro callejeo siempre hacia la izquierda hasta llegar a la Plaza de la Iglesia y al Castillo del Salar, en donde existe una fuente con dos caños de bronce, en donde, con paciencia, podemos repostar agua... pues cae.., "un hilillo... y medio...".

Seguimos por la avenida de Andalucía en donde se encuentra el Ayuntamiento de Salar y el Centro de Interpretación de la Villa Romana, para llegar a la rotonda de acceso al pueblo.


A partir de ahora y para dirigirnos hasta la Villa Romana, deberemos caminar por el arcén, de apenas un metro, de la carretera A-4155, siendo este tramo el de máximo peligro de la jornada y que debemos acometer con toda la precaución y cuidado posible, ya que este tramo de algo menos de 2 kilómetros, es de alto riesgo por las circunstancias del tráfico.

Charlando sobre la posibilidad de hacer una ampliación del arcén por este lado izquierdo de la carretera dirección a la A-92 que permita un carril bici y/o acceso peatonal hasta la Villa en un futuro, que pueda ser combinado con un posible "trenecito" que lleve y traiga a los visitantes, nos encomendamos a los dioses lares salareños, para que políticos y Administración pongan su interés en el tema y lo haga posible.

Finalmente llegamos hasta el aparcamiento a las puertas de la excavación de la Villa Romana en donde damos por terminada esta ruta.

 
Datos de la ruta:
- Senderistas: 2 y la perrita Balto.
- Recorrido: Lineal, 19 kms.
- Itinerario: Villanueva Mesía - Trampilla del Cacín - La Catalana - Molino Calle - Venta Nueva - Área Servicio "Vega del Poniente" - Barranco del Agua - Cortijo Peñas Lisas - Salar - Cortijo Fuente Alta - El Bañuelo - Salar - Centro de Interpretación - Villa Romana de Salar.
- Dificultad: Tanto por el trazado como por la preparación física necesaria se clasifica como de dificultad Media. Índice IBP 51, ver más datos IBP aquí>>>
- Acumulado: 239 m subiendo; 233 m bajando.
- Tiempo en movimiento: 5 h 18 min
- Velocidad media: 4 kms/h

Perfil y track de la ruta:

Powered by Wikiloc

Fotos de la ruta:




No hay comentarios: